Visto en la puerta del servicio de caballeros de un bar.