Volvió rápidamente la vista atrás. Justo entonces se dio cuenta de que se había partido el cuello.