Encantado con la isla. Volveré. Aquí, en Playa Papagayo con unos amigos.

en-playa-papagayo-con-unos-amigos

Público – Persona, animal o cosa (27/06/10)

El pasado martes, al acabar la grabación del programa de televisión Buenafuente, una querida compañera de trabajo me presentó a su hijo, quien había asistido al show. Admirador de nuestro trabajo, me pidió una foto juntos, accedí gustoso, y así nos la hicimos. A día siguiente, mi compañera me agradeció el gesto y me transmitió la satisfacción de su hijo por haber charlado un rato conmigo, y su alegría por el buen rato que pasó en general en nuestro programa.

Esa misma noche, verbena de San Juan en Barcelona, practiqué una pequeña sesión de quema de bengalas y tiro de cebolletas con una pareja de amigos y sus dos hijas pequeñas, de 2 y 4 años. Las bengalas y las cebolletas (las que se tiran al suelo y explotan de forma minimalista) son los elementos más inofensivos en el mundo de la pirotecnia, por eso los escogimos para ellas.

Lost se acabó (y para mi gusto, se mal acabó, mecagüen…) pero no voy a volver a encabronarme. No, eso ya pasó. Ahora voy a a entristecerme de veras porque está a punto de finalizar PostLost, la que para muchos es la mejor serie de internet de la historia (1). Los adorables muchachos de PostLost a los que  tanto quiero, Tomas, Adrià y esa bruja arpía llamada Júlia, estan trabajando a tope en el que será sin duda el mejor episodio hasta la fecha. Tengo entendido que está vez incluso tendrá audio. No puedo esperar más. La siguiente promo refleja este sentimiento. Mis lágrimas en el video son reales (para conseguirlas pensé en una operación que me hicieron de pequeño de un «testículo en ascensor«).

(1) A veces digo «muchos» cuando quiero decir «una o dos personas».